RECONSTRUCCIÓN MAMARIA:

Un procedimiento novedoso para mejorar la reconstrucción mamaria luego del cáncer, se realizó con éxito en el país. Se trata de la utilización de tecnología de simulación combinada con la impresión tridimensional (3D) para fabricar un molde que reproduce las características de la mama sana en la mama a reconstruir.
La estrategia, ideada por servicio de Cirugía Plástica del Hospital Italiano de Buenos Aires, permite obtener resultados muy simétricos y de alta calidad, y es aplicable a la reconstrucción mamaria que se realiza con los tejidos de la paciente, llamada reconstrucción autóloga.

Existen diferentes maneras de obtener imágenes del cuerpo para luego realizar la impresión 3D de biomodelos; sin embargo, hasta el momento ninguna de ellas resultaba útil para la cirugía de reconstrucción mamaria. ¿Por qué? Las imágenes obtenidas en estudios como resonancia magnética o tomografía computada se realizan con la paciente acostada, lo cual modifica totalmente la forma de la mama. Esta técnica se utiliza en Argentina para cirugías cráneo-maxilo-faciales y ortopédicas.

Otra de las formas de lograr imágenes mamarias 3D adecuadas, es realizar un escaneo con la paciente de pie, empleando un escáner láser o una cámara fotogramétrica. En estos casos, existe una barrera en cuanto a la accesibilidad, ya que ambas tecnologías tienen costos muy elevados.

Para sortear estos obstáculos se decidió emplear un aplicativo de origen suizo, que se utiliza habitualmente en cirugía estética para la simulación de los resultados. Este aplicativo obtiene la imagen de la mama sana, la duplica y la invierte en espejo. Luego, se exporta la imagen obtenida y se edita, para finalmente hacer una impresión 3D en escala real del molde mamario personalizado.

Para acceder a este procedimiento, las pacientes deben tener suficiente tejido adiposo en la zona abdominal (zona dadora) y además estar satisfechas con el formato de su mama sana, la cual se tomará como modelo para la reconstrucción.

En el proyecto intervinieron el doctor Horacio F. Mayer, Sub Jefe del servicio del Círugía Plástica del Hospital Italiano, a cargo del procedimiento, y el Ingeniero biomédico Lucas Mey, socio fundador y Chief Technology Officer (CTO) de la Empresa MIRAI 3D, quien realizó la edición de la imagen y la impresión del molde 3D.

Respecto a este avance, Mayer afirmó: “El empleo de un molde mamario personalizado en la reconstrucción mamaria autóloga permite modelar con precisión los tejidos propios de la paciente (obtenidos generalmente de la región abdominal), para crear así una mama prácticamente idéntica en altura, ancho, proyección y orientación. Todas las mamas son diferentes y poder imitar el formato con alta precisión es la única manera de lograr una alta calidad reconstructiva”

Mientras que Mey transmitió que “la generación de biomodelos para reconstrucción mamaria es una práctica incipiente que se realiza en pocos países del mundo, pero pronto se convertirá en una tarea cotidiana”

La novedosa asociación de estas tecnologías permite obtener moldes personalizados para la reconstrucción mamaria y a costos accesibles, que en el Hospital Italiano están cubiertos por la Fundación FUNDARQ asociada al servicio de Cirugía Plástica.

Los beneficios de este avance son muchos, entre los más importantes se destacan:

  • Resultados más simétricos con alta calidad reconstructiva al lograr un formato de mama casi idéntico a la mama sana.
  • Menor tiempo de cirugía, al tener mayor precisión en el modelado de los tejidos de la paciente gracias al molde personalizado
  • Evita la necesidad de revisiones o retoques quirúrgicos en la mama reconstruida
  • Evita o reduce la necesidad de procedimientos de simetrización en la mama sana, ya sea aumento, reducción o levantamiento, que muchas veces no son cubiertos por las obras sociales o prepagas.

Publicite con nosotros!

Chequea también

GAME OF THRONES: no terminó,¿cómo continuará?

El pasado domingo 19 de mayo HBO emitió el último capítulo de “Game of Thrones”. Sin …

MARADONA: criticó su película «No vayan a verla»

Si bien era un secreto a voces que no iría, se aguardó hasta último momento …