Nick Robinson, el protagonista de la película “Yo soy Simón” que inspira a muchos millennials a “salir del clóset”

A sus flamantes 22 años, el actor Nick Robinson seguramente se siente un poco más presionado que lo habitual. No sólo encaró con decisión sus cada vez más firmes pasos en los estudios de Hollywood, sino también debutó con un protagónico en la pantalla grande cargado de responsabilidades. Así Robinson, le “dio vida” a Simon Spier en su última película Love, Simon, (Yo soy Simón, como se la conoce en la Argentina), un joven de 17 años que guarda un secreto consigo mismo: es gay y no sabe como decírselo ni a sus padres, ni a sus amigos. Él siente que revelar su elección sexual causará el rechazo y las burlas de todos a su alrededor.

El veinteañero nació en Seattle, Estados Unidos, y comenzó a actuar desde muy joven. Su talento lo llevó a que fuera elegido para trabajar en varias películas taquilleras como Jurassic World; Todo, todo; y La quinta ola.Robinson es miembro de una familia numerosa, tiene siete hermanos: cinco menores y dos medios hermanos mayores. Este papel fue especial para el actor , no sólo porque sabe que inspira a la generación actual de adolescentes y jóvenes a vivir con emoción, libertad y profundidad la diversidad sexual; sino también a nivel personal, ya que cuando comenzó el rodaje, uno de sus hermanos le confesó que era gay, y buscó en él la empatía y los consejos sobre cómo decírselo a sus padres.Robinson se dio cuenta de la importancia de traer a la vida a su personaje Simon, para inspirar a miles de chicos y chicas alrededor del mundo para que puedan ser quienes realmente son, sin máscaras ni pantallas.

“Mi hermano salió del clóset al mismo tiempo que empezamos a filmar. Creo que ha estado lidiando con esto durante mucho tiempo y el momento fue una coincidencia, pero una de las mejores cosas que salió de esta película fue poder hablar con él. Creo que la fuerza de una película como esta es que comienza conversaciones, y espero que pueda generar eso para más personas y comenzar un diálogo que podría no haber ocurrido”, declaró el joven actor en una entrevista con Ellen DeGeneres.La importancia de llevar estas temáticas a la gran pantalla “Cuando eramos adolescentes no había ninguna serie. Si había algún testimonio sobre el tema, generalmente se asociaba a lo negativo. Hoy por suerte es diferente y es importante que películas como ésta ayuden a educar en la diversidad”, describió a Infobae César Cigliutti​, presidente de la Comunidad Homosexual Argentina.

“Fue el trabajo más importante que tuve en mi carrera pero también a nivel personal; fue un verdadero desafío”, comentó Robinson en la entrevista con DeGeneres.Y es que la película va más allá de un simple chico que confiesa ser gay. El objetivo es que esta película funcione como propulsor para muchos adolescentes, que no se animan a hablar el tema con su entorno. “Espero que no tengan miedo a decirle al mundo quiénes son”, pidió Robinson.Todos merecen una gran historia de amor “El mensaje es fuerte: toda visibilidad de un tema colabora en el proceso de los que se encuentran aún sin saber cómo decirlo, pero también es importante para la familia de ese joven que tenga este tipo de materiales, para saber cómo actuar y reaccionar”, advirtió Cigliutti​. Según el director de la CHA, este tipo de filmes ayuda a que los jóvenes se sientan identificados, y que las familias puedan tener un punto de partida.”Todo lo que sea para educar en la diversidad es algo positivo y necesario; poder encontrar con el personaje la empatía, la sensibilidad, encontrar semejanzas y diferencias con la situación de cada uno es necesario”, concluyó Cigliutti​. La película está basada en la novela adolescente de Becky Albertalli Simon vs. the Homo Sapiens Agenda.

Albertalli confesó que se basó en sí misma y en sus experiencias durante el secundario para crear a Simon. Su profesión de psicóloga le permitió obtener una idea general acerca de los problemas que enfrentan los chicos de la comunidad gay, y así termino de “dibujar” a su protagonista.Greg Berlanti, director de la adaptación para la pantalla grande, vivió el rodaje de Love, Simon con mucha emoción. Explicó que cuando las personas de la comunidad LGBT van a ver una película romántica, “no siempre lo experimentan tan visceralmente”, porque se acostumbran a existir en un mundo donde sus historias de amor no están representadas en el cine o en la televisión. Suelen estar en segundo plano, en personajes secundarios sin relevancia, o en versiones estereotipadas como “el mejor amigo gay”.

Lo cierto es que 20th Century Fox es uno de los pioneros al respaldar una película protagonizada por un personaje joven homosexual. El resultado es un filme hecho con 17 millones de dólares y con una ganancia que ya sobrepasa los 50 millones de dólares hasta el momento.Más allá de la taquilla -que, por cierto, refleja claramente las ganas que tiene el público de disfrutar de historias nuevas y diversas, con personajes frescos y conmovedores- Love, Simon probó que todos merecen una gran historia de amor.

CLICK AQUÍ Y MIRÁ EL TRILER DE “YO SOY SIMON”

Publicite con nosotros!

Chequea también

Video del tierno momento en el que un perro consuela a un caballo enfermo

Molly, una perra de tres años, vive junto a sus dueños en el refugio Carolina …

La importancia de lavarse las manos: una correcta higiene reduce un 25% las infecciones respiratorias

Son muchas las razones que propagan la transmisión de gérmenes en esta época: no ventilar …