Por qué los argentinos ya no podemos comer almejas

Los memoriosos lo recuerdan con melancolía. Durante los días de verano en la Costa Atlántica era frecuente recolectar en familia almejas amarillas de la orilla del mar.
Solían aparecer tras una oleada y sólo había que agarrarlas con la mano antes de que vuelvan a enterrarse. Si no se dejaban ver, bastaba detectar dos agujeritos juntos sobre la arena mojada y excavar unos veinte centímetros para encontrarlas.

El resultado: un balde lleno de almejas para comer frescas con limón, en una salsa, a la provenzal o al escabeche . Desde mediados de los años 90, ese hábito alimentario de los argentinos en vacaciones se terminó.

Sucesivas extinciones masivas que se reportaron a lo largo de toda la costa bonaerense activaron las alertas y desde el Estado provincial se prohibió la recolección de este molusco bivalvo que también está presente en el sur de Brasil y la costa uruguaya.

¿Qué pasó? ¿Por qué, más de veinte años después, los argentinos seguimos sin poder comer almejas?

Después de décadas investigando a la almeja Amarilladesma mactroides -tal su nombre científico-, especialistas señalaron varios factores como responsables de la mortalidad de la almeja en las playas bonaerenses.

“Desde 1950 se observó una drástica disminución de sus poblaciones asociada a la pesca comercial y artesanal. Por ejemplo, en 1953 se extrajeron 1100 toneladas”, cuenta el biólogo Nicolás Mariano Chiaradia, miembro del Instituto de Investigaciones Marinas y Costeras de Mar del Plata. Más acá en el tiempo “la especie vivió un progresivo fenómeno de mortalidad en masa que afectó las poblaciones desde Brasil hasta la Argentina a partir de 1993. En Monte Hermoso, en noviembre de 1995, se estimó que en 10 días murieron unos 63 millones de individuos, lo que llevó a que desaparezcan de muchas playas donde eran abundantes como Santa Teresita, San Clemente y Mar de Ajó”.

El misterio desveló a los científicos argentinos que se dedicaron a estudiar el tema y produjeron numerosos estudios con varias hipótesis nunca del todo confirmadas.

“No se sabe muy bien que fue lo que les pasó a las almejas, algunos hablan de un boom de diatomea (algas unicelulares), otros de un virus, algunos de las condiciones físicas del mar, pero no hay precisión de la causante de la mortandad de la década del 90”, explica Chiaradia.

Publicite con nosotros!

Chequea también

Las razones que llevaron a Ricardo Montaner a instalarse en un pueblo dominicano donde no hay policías ni bomberos

Ricardo Montaner nació en la Argentina, más precisamente en el barrio de Avellaneda. Sin embargo, …

La China Suárez compartió una dulce foto de Benjamín Vicuña y Magnolia

“Mi cielo”, así tituló la China Suárez la dulce foto que subió esta tarde a …